viernes, 19 de enero de 2018

¡Que viva el jazz!

Anoche tuve el privilegio de asistir al concierto del Panama Jazz Festival en el Ateneo de la Ciudad del Saber. Inicio por comentar que es el segundo evento al que asisto en menos de 10 días que empiezan a tiempo. ¡Enhorabuena! Excelente sonido e iluminación en un venue sencillamente espectacular que estaba casi que totalmente lleno, en gran parte por extranjeros y una significativa cantidad de jóvenes ávidos de aprender y compartir experiencias de un género musical, que en Panamá no es el género popular por excelencia.

Abrió el “Pan-African Jazz Project”, fusión de músicos panameños y egipcios bajo la magistral dirección de Patricia Zárate, que mostró unas dotes espectaculares en los instrumentos de viento, totalmente desconocidos para mí. La presentación fue una magistral, divertida, elocuente y deliciosa mezcla de sonidos y ritmos donde se combinó la música panameña con la egipcia.

Posteriormente se presentó el “Danilo Pérez Panamonk Revisited” donde muchos conocimos a una de las mejores (si no la mejor) baterista que hemos visto en muchos años: Terry Lyne Carrington. No voy a desmeritar al excelente bajista, Ben Street, pero es que la baterista es fue algo fuera de serie. Este trío interpretó música variada, con melodías panameñas, cubanas, estadounidenses y en fin una variedad de estilos y géneros totalmente espectacular.

Danilo, quien inició y finalizó en solo, demostró por qué es un “virtuoso” del piano. Los panameños nos sentimos supremamente orgulloso de tener como compatriota a un ser tan grande frente al piano, como frente a sus padres, hijos y esposa. Un ser maravilloso con los dedos y con su firme voluntad de querer engrandecer al país que lo vio nacer a través de la música y su convicción que a través de becas, podrá lograr la superación de muchos panameños que se han enamorado de la música.

Felicito a los organizadores de la 15a edición del Festival que puesto a Panamá en el circuito mundial de la música, en especial a Patricia y Danilo que le han metido alma, vida y corazón a este evento, que además de promover la música en todo Panamá y que a través de la Fundación Danilo Pérez, participa de la educación y reforzamiento de los valores, promueve a Panamá por todo el mundo.


¡Gracias Patricia y Danilo!

sábado, 6 de enero de 2018

Yo también voy



Panamá esta viviendo en una "descalificación" permanente. Si alguien dice algo, busquemos lo malo de esa persona (tenga o no tenga razón en lo que diga) para descalificarla. 

Deberíamos hacer un ALTO o pausa y re pensar si lo que vamos a decir o a hacer tiene alguna razón de ser o por lo menos tiene sentido.

Si un grupo de persona quiere convocar a una gran concentración en contra de la corrupción y a usted le parece que no se debe convocar, pues no vaya y punto. ¿Por qué hay que empezar a descalificar a quienes la convocan?
Hay muchas personas que desde muy jóvenes nos tocó luchar en contra de la dictadura y la ausencia de valores. Hubo quienes lo hicieron, pues estos empezaron a desaparecer, desde hace muuuuucho tiempo. ¡No me busquen la lengua!
Yo voy a la concentración del 9 a las 9, porque donde haya 2 o 3 reunidos para combatir la corrupción, allí me encontrarán.
Que me pueden descalificar también, pues bienvenido. Ya un ex presidente sugirió que era pedófilo, inclusive que me tenía un expediente... y lo reté a que lo publicara. Me han acusado de abusador y estoy seguro que aparecerán muchas otras críticas (nadie es perfecto).
Yo voy a la concentración del 9 a las 9, porque no me puedo sentar a ver que otros hagan lo que Yo debería hacer.
Si son los jóvenes quienes convocan MEJOR!
No le faltamos el respeto a nadie, por el contrario exaltamos su memoria, dándole su valor a la lucha por ese suelo que los vio nacer y por el que varios dieron sus vida.
Así como muchos utilizaron los desfiles del 3 y 28 de noviembre para luchar por los derechos y la memoria de nuestros mártires, hoy utilizamos su fecha de recordación para seguir luchando por la muerte civil de los corruptos.
Nos vemos el martes 9 a las 9 a.m., con camiseta blanca, en la Cinta Costera, donde está el letrero grande y bonito de PANAMÁ, mi tierra linda y querida....

miércoles, 3 de enero de 2018

¿Quién tiene la responsabilidad?

Me encantó este artículo, pues coincide con los planteamientos que vengo haciendo hace años.
¡Es nuestra responsabilidad y tenemos que asumirla!

Los invito a leer, evaluar y actuar acorde con el contenido de este artículo de Ricardo Homs: ¿Quién tiene la responsabilidad?


miércoles, 25 de octubre de 2017

Ciudadanos Notables 2017. Ejemplo de Vida...

Palabras pronunciadas por éste servidor, anoche, 24 de octubre, en la presentación oficial de los 10 Ciudadanos Notables de Panamá 2017, en el Hotel Sheraton Grand Panamá.

Agradezco la presencia de todos los que hoy nos acompañan. El simple hecho que esta noche tengamos un salón repleto de personas tan dignas e importantes, es el mayor aliciente que nuestra comisión puede tener para seguir trabajando en el rescate y fortalecimiento de los Valores Cívicos, Éticos y Morales.

Hace 33 años, en medio de la dictadura militar que nos gobernó, nace una alianza de Clubes Cívicos, que le tocó enfrentar ataques y vejámenes pero que aun a escondidas, trabajó para forjar frases como “Sin Justicia la Patria se Vicia”, “Si eres Justo Vivirás a Gusto” y “Mal Anda quien sin Justicia manda”.  Fue una página muy oscura para nuestros clubes, con hombres desaparecidos y anillos encontrados y varios de nuestros miembros injustamente encarcelados.

Fue en esa época cuando nació nuestro querido Cerebrito, que se atrevía a elevar su voz para hablar de Justicia, Paz y Democracia y como su Gepetto, hoy nos acompaña su papá, uno de los hombres más dinámicos y polifacéticos de Panamá, Don Tony Fergo.

Hoy vivimos tiempos diferentes, pero no menos sencillos para quienes seguimos los pasos de José Chong Hon y Vicente Pascual, entre otros. Hoy volvemos a percibir que los valores están trastocados en nuestra sociedad y pareciera que, si tienes los amigos correctos o suficiente dinero, el delito si paga.

Hoy cuando se nos avecina una nueva contienda electoral, se siente la imperiosa necesidad de volver a “Despertar la Conciencia Nacional”, enfrentando a las fuerzas que no terminan de entender que el “juega vivo” es uno de los peores cánceres que carcomen a nuestro país y a nuestra idiosincrasia como hijos de esta bella tierra que nos vio nacer.

La Comisión Nacional Pro Valores Cívicos y Morales, eleva su voz y desesperadamente invoca a los hombres y mujeres buenos de Panamá, a nuevamente unir fuerzas para que sean la práctica de principios y valores lo que prevalezca en nuestro comportamiento diario.

Que erradiquemos la doble moral con la que muchos quieren comportarse, que nos convirtamos en personas íntegras todo el día y no sólo cuando nos están viendo.

Hoy llamamos a los medios de comunicación, tradicionales y no tradicionales a sumarse a esta nueva cruzada en favor de la decencia, la rectitud y la honradez.

Convocamos a los políticos de todos los partidos, a los no afiliados, gobernantes y oposición a no dejarse agobiar por la corrupción y la sinvergüenzura.

Estamos convencidos que allí afuera hay muchos que anhelan vivir en un Panamá diferente. En el Panamá como el soñaron nuestros abuelos, con sus subidas y bajadas, pero con un solo norte. Con gente decente, cortés, buena y amable. Con ciudades cuyas puertas no requieran de 7 candados y 12 alarmas. Donde los policías sirvan para bajar gatos de árboles y para ayudar a personas mayores a cruzar la calle como si fueran buenos scouts.

Todo esto posible…. A lo mejor Yo no viva para verlo, pero les aseguro que no nos podemos dar el lujo de desfallecer en el intento.
Una vez más les damos las gracias por acompañar a estos 10 excelentes ejemplos de ciudadanía que hoy les presentamos a la comunidad. Ellos son la mejor muestra que se puede hacer negocios con ética, se puede educar con mucho esfuerzo y practicando esos mismos valores que nos enseñaron nuestros padres y que la solidaridad humana debe ser el norte que nos guíe.


A nuestros Ciudadanos Notables de Panamá 2017, muchas gracias por muchos años de servicio, honorabilidad y solidaridad con el prójimo. Todos los miembros de la Comisión, integrada por los Clubes Cívicos de Panamá, verdaderos protagonistas de este evento, nos sentimos orgullosos y llenos de ese espíritu para seguir trabajando en favor de los más necesitados de nuestras comunidades.

sábado, 7 de octubre de 2017

¿De quién es la culpa?

Buenos días a todos los que amanecieron con la goma moral (y algunos con una física también) después del partido de anoche.
A los que no la estamos sufriendo no nos queda bien decir el "se los dije", pero como he mencionado en múltiples ocasiones (y Alberto Cholo Barrios puede dar fe) es muy difícil pedirle peras al olmo. 
Y no es que no tengamos el sentimiento de patria que algunos nos reclamarán, sino que hemos aprendido a ver a larga distancia. Yo amo a mi patria y estoy dispuesto a rasgarme las vestiduras por ésta tierra que me vio nacer.
Amigos, nuestra FEPAFUT nos trajo a un técnico mediocre, que como dijeron anoche los odiosos comentaristas mexicanos, llegó en decadencia y aquí solo la fortaleció; es el típico profesional que piensa que se puede vivir de las glorias de antaño sin innovar y complaciendo a cualquiera que le pone un par de verdes por delante.
encima con su patanería y groserías ha ofendido a la prensa, a los jugadores a la fanaticada y, como lo he advertido, terminará por decir que "aquí no hay talento humano para poder hacer su trabajo de técnico mundialista" (anoten las palabras)....
Hay buenos jugadores jóvenes que no han sido tomados en cuenta y otros no tan jóvenes a los cuales el DT no le dio la gana de voltear a ver y por ende no convoca.
No señores, la culpa no es solo de los jugadores que cuando juegan en Panamá juegan para las graderías y cuando lo hacen afuera están convencidos que les van a llover las ofertas de contratos para irse a jugar al exterior sin merecerlo.
Los que hemos practicado el deporte de manera competitiva sabemos que hay que amar con loca pasión cualquier deporte que practiquemos y no sólo para ganarnos la vida. Hay que sudar la camiseta (y no sólo con el sudor que produce la humedad), hay que amar nuestro tricolor y que nos corra rojo, azul y blanco por las venas y no necesariamente el verde por los ojos.
Que es una forma de salir de la pobreza y es una forma efectiva de mejorar nuestros estatus de vida? Claro que sí! Siempre apoyaremos a aquellos deportistas que con sacrificio y dedicación lo dan todo por su patria y por su familia; los que le dan la espalda a las pandillas, a las drogas y los vicios. A los que no "se les pega" un acento extranjero por haber residido 2-3 meses en otro país. A los que no necesitan estar mas tatuados que Mesi y necesitan cortarse el cabello como Ronaldo, sino que entregan todo en la cancha, no pierden la concentración por estar preocupados por con quien se acostarán esa noche.
Nos falta mucho, pero hasta en eso se debió involucrar el flamante DT que gana mas de 3 veces lo que el presidente de la República y estamos seguros que dentro de poco cumplirá su palabra y presentará su renuncia ante la misma federación que debe reconocer que se equivocó y que es hora de iniciar la búsqueda de alguien un poco mas comprometido, mas humilde y que esté comprometido con ésta nación que debe seguir apoyando a su selección a pesar de las derrotas.
Nunca perdamos de vista que tenemos mucha menos población que México y EEUU y que aún así cada año les cuesta mas ganarnos, ¿o no?
Vamos a ver que pasa el martes y ojalá hagamos pesar mas el amor propio y las capacidades que las matemáticas para ir por lo menos al repechaje, ¿verdad?
Que tengan un buen fin de semana....

sábado, 2 de septiembre de 2017

Se los dije...

Es odioso decir el estribillo "se los dije" pero, es difícil no hacerlo en esta situación. Ya tengo años diciendo que con quien dirige la roja no íbamos para ningún lado, sin embargo durante este tiempo también he escuchado a los defensores de oficio de quien los medios habían denominado como abusador de mujeres. Pocos escucharon, pero personas como Alberto Cholo Barrios puede dar fe de los que hoy escribo.
Las opciones para ir a Rusia, siguen latente y de hecho ESPN aún nos da una gran posibilidad de ir, cosa que a todos nos gustaría, pero soy realista. Deben alinearse muchos planetas (y un par de lunas) antes que eso suceda. Había que ganar (ojo, no empatar) con Trinidad y Tobago en Panamá (que matemáticamente ya no puede ir), esperar que EEUU y México goleen a Honduras en las próximas fechas y ganar por lo menos 1 de los otros dos juegos que quedan para ir al repechaje, lo cual tampoco nos garantiza el pase.
Cuando empecé a opinar sobre la selección y su DT, me cayeron encima y hasta de mal panameño me tildaron. El tiempo me está dando la razón...
El mediocre que tenemos de DT aparte de ser abusador, ha despreciado a los periodistas desde que llegó. Es grosero e intolerante. Anoche cuando le preguntaron que si se perdía con TT renunciaría, respondió de manera grosera que sí, que si eso era lo que querían escuchar lo haría. Tiene como 2 años de atraso.
Con la complicidad de una Federación que lo sigue defendiendo, jugadores que no sudan esa camiseta tricolor como se lo merece una afición que los ha seguido y respaldado y a quienes pareciera importarles más lucir un corte de cabello, tatuajes o audífonos que entregarse o concentrarse en la cancha.
Hace mas de 1 año comenté (y lo pueden buscar) que cuando se diera el fracaso el DT culparía a la falta de jugadores, apoyo de afición, a los medios y a quien pueda culpar de un fracaso que el mismo generó.
El no ser eficiente reclutando a jugadores que destacan en otras esferas, el no saber reaccionar cuando es necesario, al experimentar cuando no debe hacerlo y querer vivir de glorias pasadas es como que si Yo me apegara a mis éxitos cuando pasé por los medios de comunicación y quisiera vivir de ellos sin innovar o actualizarme.
No amigos, Panamá se merece mucho mas, tanto en fútbol como en otros deportes. Hay que darle mas valor y apoyo a nuestros peloteritos de las ligas menores a quienes solo reciben sus familiares; hay que garantizar que nuestros atletas pueden acudir a las justas deportivas cómodos y sin sobresaltos de última hora.
Hay que invertir en recintos deportivos, implementos y técnicos, vengan de donde tengan que venir. Los Irving Saladino solo nacen y se hacen muy de vez en cuando; tenemos que cultivar y promover el amor y el compromiso por el deporte y por nuestros símbolos patrios.
Esto se hace en escuelitas deportivas, las cuales deben proliferar en cada esquina, no para hacer plata sino para enseñar el deporte, la entrega, el compromiso y como se suda por esa camiseta que lleva nuestra bandera o escudo en el pecho.
Criticar a los medios por promover que podríamos ir a Rusia es tan ridículo como prohibirle a un restaurante decir que vayan a comer el mejor sancocho o arroz con guandú. Uno vende sin mentir, lo que ofrece.
Debemos aceptar una responsabilidad compartida por el “no éxito” de nuestra selección y aprender a exigir sin apasionamientos y sin intereses personales.
Seamos celosos de nuestras inversiones en el deporte y exigentes de lo que deben hacer los dirigentes del deporte, empresarios y gobernantes de nuestra querida patria.
Al menos así lo veo Yo…


sábado, 19 de agosto de 2017

El ‘Panamá de ayer' que hay que leer

Publicado en La Estrella de Panamá de hoy, 19 de agosto de 2017

Un compendio de crónicas de Santiago McKay (1896-1971), escritor ilustre de ‘La Decana', se presentó en la XIII FIL Panamá
  /
Daniel M. Alarco
dmolina@laestrella.com.pa
El escritor Carlos Fong, cataloga el ejemplar póstumo de ‘Fray Rodrigo' —seudónimo de McKay— como una obra que contribuye al despertar del sentido patriótico.
‘Es un libro que nos ayuda a descubrir saberes para fortalecer desde la memoria lo que tenemos', señala Fong, asesor editorial de ‘El Panamá que se fue para siempre'. ‘Nos ayudará a persuadirnos de que es importante conocer nuestro pasado para entender el presente', agrega el escritor.
En los relatos, publicados en columnas como ‘Del Panamá que se perdió' y el libro Narraciones panameñas , ‘Fray Rodrigo' viaja a épocas que le antecedían para hablar de sitios emblemáticos, como el barrio de Santa Ana, en el texto ‘La Calle del Matadero (Toros en Soga)'.
‘Era corriente de la Calle del Matadero lo que se llamaba ‘el cierra puertas', incidente que ocurría cada vez que lograba un animal por sacrificar, burlar las seguridades del edificio. Cuando se daba el grito avisando la casualidad, salían los matarifes y vaqueros, soga en mano, a la captura del animal y entonces toda la calle cobraba vida, alegría, temor y entusiasmo. Como la calle entonces carecía de ‘bocacalles', el animal en su fuga llegaba hasta el mismo Parque Santa Ana en donde era fácil ‘aguantarlo' debido, más que todo, a su mansedumbre', relataba McKay.
En 1971, tras la muerte del cronista —hijo del prócer panameño Oscar McKay—, el diario La Crítica publicó un editorial en el que alabó su trabajo en ‘La Decana'.
‘Pasó después a La Estrella de Panamá (...). Apareció entonces Fray Rodrigo, con su paleta maravillosa, para pintar en bocetos literarios, de lograda maestría, lo que guardaban sus añoranzas de soñador y bohemio impertinente. Muy pocos cronistas le igualaron en el arte del anecdotario, que realzó con metáforas audaces y fértil imaginación creadora', señala el documento, incluido en la segunda edición de El Panamá que se fue para siempre , relanzada este año en la XIII FIL.
Más de treinta escritos le dan cuerpo a este libro, incluyendo ‘Los cimarrones de Malambo', ‘La esquina del Panazone' y el clásico ‘Sal-si-puedes'.
DEL PERIODISMO A LA HISTORIA
Las narraciones de Santiago D. McKay, el hombre detrás de la firma ‘Fray Rodrigo', ponen en manifiesto la importancia de la práctica periodística —en particular, la crónica— y su aporte como herramienta histórica.
El propio historiador Jorge Conte Porras, publicó en el diario El Universal una semblanza sobre McKay y el contexto en el que se publicaron sus escritos.
‘Amigo inseparable de Demetrio Korsi y de José Llorent, con ellos frecuentaba el billar y la tertulia del café; pasaba largas horas de la tarde en la Plaza de Santa Ana, pues esta fue por mucho tiempo el epicentro de la vida de la ciudad, y en donde se enteraba de todas las noticias del momento, que luego vertía en sus agudas crónicas', escribió el historiador .
En el prólogo del libro El Panamá que se fue para siempre , el escritor Carlos Fong explica la riqueza del género periodístico de la crónica, que hace uso de diversos recursos literarios, ‘logra ser un discurso que es testigo y protagonista de costumbres y ceremonias populares'.
‘La crónica es la imagen que relata nuestra memoria', sentencia Fong, quien detalla que McKay tuvo como maestros a Harmodio Arias y Octavio Méndez Pereira.
Las palabras de Salomón De la Selva también aparecen en este ejemplar, en el que describe a McKay como un autor al que ‘los curiosos leerán para hallar un dato raro (...) o para comprobar el uso de un vocablo o de una frase'. Y cita un texto suyo sobre la construcción del canal: ‘Si algo ha sido curioso en esta ciudad y digno de recordarse', decía McKay, ‘fue el trabajo de instalación del acueducto y la pavimentación de las calles después (...). Nuestros paisanos se conformaron con trabajos como apuntadores, de oficina y ‘aguateros'. Este último trabajo era sencillísimo: un balde lleno de agua fresca y una jarra. A simple solicitud de cualquier trabajador (jamaicano) el empleado corría solícito a darle el precioso líquido y luego se sentaba sobre la tierra excavada y así pasaba las horas, los días y semanas'. Y ‘toda la ciudad, como un solo hombre, no hizo más que cantar las sórdidas canciones de los jamaicanos encorvados sobre la tierra, trabajando: ‘I dan quiman guata? Jolinyú”.

¡Que viva el jazz!

Anoche tuve el privilegio de asistir al concierto del Panama Jazz Festival en el Ateneo de la Ciudad del Saber. Inicio por comentar que es ...