martes, 4 de marzo de 2014

¿Qué nos pasó?

Hoy se celebra el Martes de Carnaval en muchos países. En Brasil, reconocido como el mejor carnaval del mundo, el lujo y la fantasía es el denominador común en los millones de personas que disfrutan de esta fiesta popular en el país mas grande de Sur América.

Mientras tanto, sus vecinos del norte, siguen en las calles luchando por restaurar una verdadera democracia participativa, donde puedan ir a los super mercados a comprar comida, donde puedan caminar por las calles sin que les roben sus celulares, donde los canales de TV no sean clausurados y donde a fin de cuentas, la gente pueda pensar y decir lo que mejor les plazca, sin el temor a ser encarcelados o a ser violados, por quienes están llamados a reservar el orden y la constitución.

La organización internacional que debe velar por que se cumplan los preceptos regionales en el continente, ha estado muy ocupada y alegando errores de procedimiento, ni siquiera se ha sentado a ver el tema y mientras tanto ya hay decenas de muertos y heridos en esa hermana nación.

Un poco mas lejos, una de las grandes potencias del mundo, ha desplegado tropas e izado su propia bandera, en un territorio autónomo que le pertenece a sus vecinos y otrora aliado. La comunidad internacional, entre ellas varias otras grandes potencias del mundo, alzó su voz y los amenazó con "sanciones comerciales y diplomáticas". Me imagino que las mismas sanciones que derrocaron a Noriega y a tantos otros dictadores en el mundo.

Por su parte la mas grande organización internacional que agrupa a todas las naciones del mundo, una vez mas demuestra que al ser manipulada por los "5 grandes" dueños y señores de la verdad, tiene las manos atadas y es poco lo que diplomáticamente puede hacer.

El líder de los invasores, inteligentemente ha declarado que los países que lo critican son unos hipócritas, pues ellos han hecho lo mismo en otros países y que por lo menos el tiene una carta del presidente constitucional del país invadido en que le pide que se reestablezca la seguridad en la región en disputa. Infortunadamente no deja de tener razón en la primera parte y nuevamente habría que agradecer a ese ex presidente que quebró los balances en el mundo y nos tiene pagando precios exhorbitantes por la gasolina y tantas otras cosas. Lo mas triste es que su nación lo había reelegido!!!!

Mientras tanto en otros países de Asia y de África, las luchas por la misma autodeterminación de los pueblos siguen, quizás con mayor intensidad, pero para los latinoamericanos no es de tanta importancia, pues no nos toca a nosotros, o al menos eso creemos...

Mientras tanto en nuestro patio, el desenfreno, despilfarro, la irresponsabilidad y la falta de respeto pareciera prevalecer sobre el sentido común y los valores. Pareciera que para nosotros no hay crisis, canasta básica cara, problemas de transporte y que todos los problemas del mundo nunca nos afectarán. Somos, como los chiquillos chiquitos: Invencibles e inmortales!

Basta ver el orden de los carnavales en Barranquilla o en Rio de Janeiro, para lanzar la pregunta ¿Qué nos pasó? ¿En qué momento nos cambiaron tanto y tan radicalmente?

Entre mañana y el miércoles cuando haya que regresar al trabajo y/o escuelas, no haya para almorzar el fin de semana o para el transporte de los estudiantes y haya que nuevamente recurrir a las casas de empeño, financieras y demás, empezarán las lamentaciones.

Ojalá al regresar a sus lugares de residencia y trabajo, los jóvenes y adultos retomemos una nueva ruta donde promovamos y practiquemos los valores que deberían ser el norte en todo lo que hacemos. Todos tenemos una responsabilidad para con la tierra que o nos vió nacer o nos acogió para que nuestros hijos crezcan en ella. Todos tenemos que unirnos para que podamos tener un mejor Panamá, practicando la democracia que tanto nos costó y la cual hoy no valoramos como deberíamos.

¿Por qué no iniciar respetándonos tanto a nosotros mismos como a nuestros vecinos, promoviendo la honestidad y siendo tolerantes con lo que piensa nuestro prójimo?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cuidado con "lo malo de lo bueno"

Artículo tomado de La Estrella de Panamá escrito por Sharon Alemán, que considero vale la pena leer con detenimiento... Cuidado con ...